Top

La Tomatina: 10 consejos para esta gran fiesta de Buñol

Plantastic: los mejores planes de ocio, conciertos y teatro / Ocio  / La Tomatina: 10 consejos para esta gran fiesta de Buñol
Tomatina

Ya has corrido más que un Miura en San Fermines, ya has explotado cual petardo alcohólico en Fallas, ya has sido más isidro que San Isidro, has llevado las mejores flores del jardín de tu vecino a la Virgen del Pilar y, puesta, la mejor careta satírica en los Carnavales de Cádiz, peeero todavía no te has puesto más rojo que un tomate en la sangrienta reyerta de La Tomatina.

 

Si vas a capitanear la “Furgo de los viajes” junto a unos colegas que no para de quejarse y renegar, mejor ten estos 10 consejos para esta gran fiesta de Buñol.

 

La Tomatina: 10 consejos para esta gran fiesta de Buñol

 

Orígenes:

 

Tomatina: El Origen

 

No puedes permitirte quedar como un lego de la parranda cuando un vecino sexagenario venga haciéndose el listo y preguntándote si sabes de dónde vienen las fiestas.

Apunta: “Dicen que, en 1945, durante el desfile de cabezudos y gigantes, unos chicos comenzaron a molestar a un actor que marchaba en la comitiva. Ante la molestia, el actor no pudo guardar el equilibrio en los zancos y terminó por caerse, curiosamente, en un puesto de verduras. El actor enojado comenzó a lanzarles verduras a los muchachos. La gente que estaba observando el asunto tomó partido, lo que derivó en una batalla campal de vegetales. Al siguiente año, los chicos volvieron con varias cajas de tomates de sus propias casas, cuando comenzó el desfile, comenzaron a lanzar tomates a los actores, a la multitud y entre ellos. El resto ya es historia.”

 

Vestuario:

 

A menos que quieras conservar la ropa que utilices ese día para hacer una de tus mejores salsas boloñesas, mejor que lleves un atuendo al que puedas prender fuego allí mismo. Tardará en arder, por los jugos, pero será un espectáculo para el resto de asistentes al evento, que seguro que te lo agradece a tomatazos.

 

Calzado:

 

Vas a pisar durante horas sobre una bañera repleta del caldo ese que queda cuando cortas el tomate en la encimera. Ponte algo que no resbale, y que aguante la capa de pisotones de gente ansiosa por la fiesta y la refriega.

Gafas de protección:

 

Gafas de protección

 

El Ph de un tomate de toda la vida ronda entre 4 y 5. Considerando que contiene compuestos tales como azufre, nitrógeno y fósforo, es casi una granada de mano que espera para reventarte en la cara y dejarte ciego. Usa gafas de protección. Las de tu snorkel servirá. 9, ¡9!, he dicho: 9 de cada 10 ópticos optometristas que han pasado por las fiestas lo recomiendan.

 

Tomates, mejor maduros:

 

A ver, el Ayuntamiento se interesa e intenta que todos los tomates de este “berenjenal” estén maduros y chuchurridos para que a nadie le perforen un pulmón con uno de pera (tienen la forma más aerodinámica entre todos los tomates conocidos), lo mínimo que puedes hacer, por el sabio karma y eso, es palparlos y, si no están lo bastante blandos, o desecharlos o aplastarlos contra tu frente, a modo de ritual guerrillero, y luego lanzarlo, a sabiendas, que triturado no hará daño a nadie.

 

Alojamiento:

 

La Tomatina

 

Si no quieres que tus amigos, mientras duermen, te pringuen el coche con los residuos que les han quedado de tomate en los contornos y profundidades de la ropa interior, es mejor que busques alojamiento con antelación. Buñol es pequeño, así que anticípate al enemigo. Puede que acabes en Valencia pernoctando, pero allí ya están acostumbrados a las manchas de tomate de los visitantes y tan solo está a media hora del lugar.

 

Participar:

 

Lo sentimos, pero hay que poner pasta para tirarse tomates como animales. Normalmente ronda los 10 euros. La entrada es en forma de pulserita, como en los grandes festis.

 

Cámara resistente al agua:

 

Tomatina

 

En realidad ¡TODO! lo que lleves encima debe ser resistente al agua. Envuelve y precinta desde las monedas de euro hasta el objetivo de tu cámara, si no, el agua colorada y las tripas del tomate irán a por ellas y las reblandecerán como siempre han hecho con el mejor de los bocatas de chorizo.

 

Duración:

 

La Tomatina, lo que es La Tomatina, dura una hora. Créeme, si durara más habría cientos de muertos. Comienza con la salva de un cohete y termina con otra. En ese tiempo habrás rememorado las grandes batallas de la historia de la humanidad. Desde las Termópilas a Stalingrado, pasando par la de Las Galaxias. Sólo que en vez de  una MP-40 con culata plegada o un hoplón cóncavo tendrás tomates. Muchos tomates.

 

Pásalo pipa (de tomate):

 

Tomatina

 

Cuando acabe la guerra y seas un mero chiste entre el Tomate Solís y el Orlando, lo importante es que sepas dónde has puesto las llaves del coche y tener uno de los recuerdos más delirantes y fascinantes de tu vida.

 

Con esta formación exprés de Plantastic estás listo para enfrentarte al tomate en el campo de batalla ¡Nos vemos en Buñol, forastero!

 

Hay más que tomate en nuestra ensalada: 10 fiestas populares e increíbles de agosto que… ¡os volverán locos!

 

Fotografía: lovevalencia.com, blog.ryanair.com, opinionyviaje.com, 20minutos.es

 

Odias quedarte en casa... ¡y lo sabes!
¡Recibe PLANAZOS en tu correo electrónico!

Marca que tipo de planes te gustaría recibir:*

Dimas Pardo

Dimas Pardo

Literato ineditable, poetastro superground y campeón mundial de espantar palomas en el parque.
Dimas Pardo

Latest posts by Dimas Pardo (see all)

Sin comentarios

Deja tu comentario

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información en nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies